Musica Poetica, ensamble barroco

Musica Poetica, ensamble barroco Segundo Encuentro de Música Antigua - Sábado 30 de septiembre, 20h - Sala Argentina

Compartir:

“Retratos melancólicos de dioses y amantes ingratos”

El conjunto Musica Poetica, ensamble barroco ofrece, en el marco del Segundo Encuentro de Música Antigua, curado por Jorge Lavista, un concierto dedicado a obras vocales e instrumentales de Blavet, Morin, Rebel, Rameau, Scarlatti, Telemann y Hasse, con la soprano María Goso y Sebastián Strauchler en tiorba como artistas invitados.


Las entradas son gratuitas y estarán a disposición a partir del martes 26 de septiembre, de 12 a 19, en Sarmiento 151, hasta agotar la capacidad de la sala. Se pueden retirar hasta dos entradas por persona.

También se pueden reservar a través de esta página. Las reservas deben retirarse desde el mismo martes, de 12 a 19, y hasta dos horas antes del espectáculo.

Dos horas antes del comienzo de la función se entregarán a quienes se acerquen a boletería las entradas remanentes (incluidas las reservas vencidas).

Musica Poetica
María Goso

Programa

Retratos melancólicos de dioses y amantes ingratos

Michel Blavet (1700-1768): Sonata en mi menor n° III op. 2, La Dhérouville (1732)
Jean-Baptiste Morin (1677-1745): Arias de la cantata Junon et Pallas (de Cantates françoises à une et deux voix melées de symphonies, Livre seconde, 1707)
Jean-Féry Rebel (1666-1747): Quatriéme sonate en trio, La Junon (1712)
Jean-Philippe Rameau (1683-1764): Cinquième Concert, RCT 11 (de las Pièces de clavecin en concerts, 1741)
Domenico Scarlatti (1685-1757): Sonata en re menor, K. 90
Georg Philipp Telemann (1681-1767): Concerto I en sol mayor, TWV 43 (1730/1738)
Giovanni Adolfo (Johann Adolf) Hasse (1689-1783): Cantata per soprano, flauto e basso continuo, Quel
vago seno, o Fille
(c. 1700)
 

Musica poetica, ensamble barroco

Joëlle Perdaens, violín barroco
Gabriel Pérsico, flauta travesera barroca
María Jesús Olóndriz, cello barroco
María de Lourdes Cútolo, clave

Artistas invitados
María Goso, soprano
Sebastián Strauchler, tiorba

Coordinación musical
Gabriel Pérsico

Acerca del programa

Por Gabriel Pérsico

Elegimos para el presente programa piezas de la primera mitad del siglo XVIII en las que se explora el afecto melancólico y la cualidad de la música de incitar, desatar y calmar las pasiones del alma. Los músicos barrocos confiaban plenamente no sólo en esta virtud sino también en la posibilidad de pintar con sonidos complejas personalidades, tanto de personajes mitológicos convencionales o literarios como rasgos psicológicos sutiles de personas conocidas. Y si bien la música no representa imágenes y conceptos como un cuadro, pinta algo mucho más profundo: una suerte de identidad afectiva del retratado.

La melancolía era tradicionalmente el humor asociado a la tristeza y la depresión pero también se la vinculaba a la exaltación creativa y la locura. La sonata de Michel Blavet muestra esta pasión, pero además se propone producir en el oyente estos estados de ánimo contrastantes, a la manera de un fármaco administrado por mano experta. Mezclando el estilo italiano y la tradición francesa, Blavet, eximio flautista él mismo, confía en la elocuencia retórica de su instrumento.

La diosa Juno, madre de dioses, es melancólica cuando se lamenta por las infidelidades de Júpiter, su celeste esposo, pero también cuando una frenética exaltación la lleva enfurecida a vengarse de sus rivales, sumergiéndolas en los abismos marinos o desatando tormentas con vientos que arrasan las tierras de los desdichados mortales. La cantata de Jean-Baptiste Morin –músico del Duque de Orleans, regente de Francia– nos muestra estos arrebatos de la Juno melancólica, mientras que la sonata en trío –género novedoso en París– de Jean-Féry Rebel lo hace prescindiendo de palabras. Por eso nos pareció oportuno e interesante combinarlas.

Jean-Philippe Rameau, ya aclamado compositor de óperas, muestra su maestría en producir retratos sonoros de personajes notables de su entorno, como una suerte de artístico homenaje. Forqueray y Marais eran virtuosos de la viola da gamba y refinados compositores, mientras que la Cupis hace referencia a Marie-Anne de Cupis Camargo, célebre bailarina que descolló en las opéra-ballets de Rameau. Siguiendo una tendencia novedosa, el clave se libera en estas piezas de su función de acompañante y dialoga en igualdad de condiciones con los demás instrumentos.

"...Y con respecto a las Ejecuciones musicales, la Experiencia ha demostrado que la Imaginación del Oyente está en general tan a la disposición del Maestro que, con la ayuda de Variaciones, Movimientos, Intervalos y Modulación, él puede imprimir en la Mente la Impresión que desee." Las palabras de Francesco Geminiani figuran en su pequeño tratado The Good Taste in the Art of Musick (El buen gusto en el arte de la música) y representan una descripción muy precisa del proyecto artístico de los compositores italianos o de los alemanes que abrevaron en Italia, como Telemann y Hasse. Sin palabras como en las piezas de Scarlatti o Telemann, o contando una pequeña historia de amor poético como en la cantata de Hasse, la música siempre intentará que el oyente quede afectado por las pasiones que representa.

Acerca de Musica Poetica

El conjunto Musica Poetica se especializa en el repertorio de los siglos XVII y XVIII, con instrumentos originales. Su nombre proviene del contenido profundamente expresivo de este período, su conexión con lo textual y su dimensión retórica. Desde su conformación hasta 2009 fue conjunto residente del Centro de Estudios de Música Antigua (CEMAn) de la Facultad de Artes y Ciencias Musicales de la UCA. También invitó a renombrados compositores argentinos a componer obras para instrumentos antiguos. Grabó El gusto de los Luises / música barroca francesa y Metáforas / música barroca y contemporánea. Su tercer CD está próximo a aparecer. El ensamble se ha presentado en el Teatro Colón, Teatro San Martín (Córdoba), en festivales como el Festival de Música Barroca "Camino de las Estancias" de Córdoba y en el exterior (Brasil, Chile), entre otros escenarios.

Su coordinador artístico, Gabriel Pérsico, nació en Buenos Aires y egresó de la UNLP. Se formó con Mario Videla y Gustavo Samela (flauta dulce), Alfredo Ianelli (flauta) y Tomás Tichauer (música de cámara) entre otros. Se perfeccionó en flauta travesera barroca con Wilbert Hazelzet y Barthold Kuijken. Integró numerosos grupos de música antigua y de cámara, y se presentó como solista de flauta, flauta travesera barroca y flauta dulce en las principales salas del país y en el exterior. Se dedicó también a la interpretación de música contemporánea. Tiene a su cargo la cátedra de flauta travesera barroca en la Carrera de Música Antigua del Conservatorio Superior de Música “Manuel de Falla”.

Acerca del Segundo Encuentro de Música Antigua

Entre el 29 de septiembre y el 8 de octubre, el CCK vuelve a ser el centro de un ciclo especial dedicado a la música antigua. Con curaduría de Jorge Lavista, el encuentro convoca a figuras de la talla del laudista norteamericano Hopkinson Smith y a algunos de los más prestigiosos especialistas del ámbito local: Juan Manuel Quintana, Víctor Torres, Graciela Oddone, Mariana Rewerski, Mattea Musso, Ana Moraitis, Beatriz Moruja, Andrés Gerszenzon, Gabriel Pérsico, Hernán Vives, Miguel de Olaso, Manuel de Olaso, Hernán Cuadrado y los grupos Proyecto Bach Buenos Aires, Selva Vocale, Música Poética y Les Flûtes. La programación completa puede ser consultada en este enlace.

Estemos en contacto

Dejanos tu mail para enterarte de la programación del CCK.

Nuestras redes

Conectate con nosotros en las siguientes redes sociales.